Carne de calidad, riojana, nutritiva y con cualidades organolépticas únicas

El sabor es fundamental en estos 'snacks'. :: j.r./
El sabor es fundamental en estos 'snacks'. :: j.r.

Pablo García Mancha
PABLO GARCÍA MANCHALogroño

Existen varias razones por las que se han basado en la carne para elaborar sus 'snacks': «En primer lugar, es una fuente de proteína de gran calidad altamente digerible que contiene los ocho aminoácidos esenciales (no generados por nosotros) que el cuerpo tiene que conseguir a través de la alimentación». Otra razón es que «La Rioja posee una industria cárnica tradicional muy potente y eso nos ha proporcionado muchas oportunidades, como la de tener unas instalaciones propias en las que comenzar a elaborar los productos que hemos desarrollado».

Y, además, Carlos Camarero conjuga su conocimiento en alimentación con su experiencia gastronómica: «Yo he creado mis propias recetas, trabajando mucho y apostando al máximo por el sabor. Nos gusta pensar que son recetas de restaurante en miniatura; tenemos cerdo ibérico con manzana y mostaza, o con cítricos y albaricoque; ternera con ajo negro y café o con remolacha y arándanos. Buscamos conjugar el sabor, la honestidad máxima del producto y la sostenibilidad de todo el proyecto».

Y va más allá: «Además, hablando desde el punto de vista nutricional, es difícil encontrar ingredientes más densos nutricionalmente que la carne». Carlos sostiene su desaprobación total de productos cárnicos ultraprocesados llenos de ingredientes no recomendables y destaca la preocupación social por la prácticas ganaderas irresponsables. «Nosotros nos alejamos diametralmente de todo ello».

Acuerdo riojano

Carlos Camarero habla del acuerdo de colaboración «muy estrecho y mucho más amplio de lo esperado junto al CTIC-CITA». «Estamos involucrados en un cluster de empresas riojanas formado por la Asociación de Ganaderos de las 7 Villas, el matadero de

Logroño y el CTIC-CITA para estudiar cómo mejorar la calidad gustativa y nutricional de la carne», apunta.