En el tarro de las esencias

En el tarro de las esencias
Sergio Moreno Laya

Marian y Tere disfrutan con lo que hacen y eso se nota en su taberna

S.M.L.

A la Taberna de Baco se acude por un sencillo motivo: para disfrutar. No hay posibilidad de otra. Se va porque uno sabe que se lo va a pasar bien, entre buenos vinos y grandes alimentos. Que si un poco de oreja a la plancha, que si algo de cuchara para calentar el espíritu, unos huevos fritos con lo que guste, o su famosa ensalada de tomate siempre con producto de la huerta riojana. Y un trago de vino para formar parte del ambiente inmejorable de este espacio que desde la Calle San Agustín presume desde ya de tortilla de patata, la tradicional, la de toda la vida, sin cebolla, hecha para el concurso Degusta LA RIOJA, y sin el propósito de ganar.

«Porque nosotros no nos dedicamos a vender tortillas de patata. Participamos en los concursos porque nos encanta formar parte de esta acciones y colaborar con ellas con nuestra presencia», apunta Tere Cenzano, que con Marian Peso, dirige este local logroñés.

GUÍA

La Taberna de Baco
Dirección
Calle San Agustín, 10. Logroño.
Teléfono
941 21 35 44.
Qué tomar
Especialidades
La oreja a la plancha, la ensalada de tomates de Zarratón, la tosta de queso de Los Cameros, el portovello, huevos fritos, o lo que hacen de cuchara.

Y quedaron segunda, reflejo que en este bar se hacen las cosas tan bien que hasta sin querer logran sobresalir. «Es lo único que preparo yo en cocina. La cocina no me gusta. Prefiero atender en la barra. Es Marian quien se ocupa de cocinar», explica Tere, que hace esta tortilla para que cene el equipo, y que ahora prepara porque «hemos logrado un buen puesto», pero sin ánimo de «especializarse», porque hay otros compañeros en esta zona que «lo hacen y muy bien por cierto».

Pasión por lo riojano

Heredaron un espacio que presumía de riojanismo. Y Marian y Tere han sabido desarrollarlo por la senda correcta. «Somos unas enamoradas de los productos riojanos. Nos encanta presentar a todos nuestros clientes qué joyas hemos encontrado gracias a la labor de los productores locales», explica Tere Cenzano.

Los tomates de Zarratón, las verduras de las huertas cercanas a Logroño, las legumbres riojanas, «por supuesto», el queso de Los Cameros... «Es que nos encanta presumir ante nuestros clientes de todo lo que servimos», consecuencia directa de estar orgullosas de todo lo que presentan en su barra.

Desde los productos de La Rioja, en La Taberna de Baco venden región, y lo hacen a través de los sentidos, donde se incluye también reflejos extraordinarios del carácter local. «Nos encanta ver cómo logramos generar el ambiente necesario para que las diversas cuadrillas o parejas logren interactuar y se lo pasen muy bien durante su estancia en nuestro bar». Saben que no están en la Calle Laurel, propiamente dicha. «Estamos en un lateral, y esto nos permite trabajar con una clientela más fija, de Logroño, que viene porque le gusta estar aquí». Y eso lo notan los clientes llegados desde otras regiones.

Ellas seguirán entregadas a un bar que presume de lo riojano, con sus orejas a la plancha, sus ensaladas, sus legumbres o su portovello. «Creemos que esta zona de Logroño no puede perder sus especialidades. Es esencial conocer cada bar por lo que mejor sabe hacer», apuntan. «De lo contrario creo que perderíamos parte de nuestra esencia». Y en la Taberna de Baco saben saber brillo al tarro de las esencias.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos