Degusta

La melva es para el verano

La melva es para el verano
  • Una delicia en conserva, este pescado azul, en fresco, está de temporada

El pasado jueves, a las 16.30 horas, comenzó de forma oficial el otoño. No quiere decir que ahora todos los árboles se vayan a quedar de la noche al día sin hojas, o que ya no vaya a hacer calor, o que... no podamos comer melva. Porque ya se sabe que las melvas son para el verano. Y por supuesto este pescado comienza a conocerse de forma importante. Tanto como para que haya durante la celebración de estos sanmateos una degustación de melva con pimientos rojos. Que no todo va a ser cerdo.

Y además, así, se pone de manifiesto el nivel real de las degustaciones callejeras que durante todas estas fiestas el participante en las mismas se puede encontrar. Melva, que no es poca cosa.

Sus filetes son de color rosado, tienen una textura compacta, con un sabor y un aroma muy característicos. Como todos los pescados azules, la melva es un alimento muy saludable y de elevado valor nutricional, ideal para mantener una dieta sana y equilibrada, típicamente mediterránea. No resulta muy recomendable para las mujeres embarazadas y para la alimentación infantil.

En cuanto a su forma, es similar a un bonito de pequeño tamaño, alargado y muy redondeado, con carne firme y compacta, y un tamaño medio de 55 centímetros, aunque pueden llegar a medir un metro. Las piezas que no superan los 600 gramos de peso se denominan melvas canuteras.

Su carne tiene un alto aporte proteico y vitamínico, con un bajo contenido en grasas e hidratos de carbono. Contienen ácidos grasos insaturados, como los Omega-3, que previenen las enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

A la melva sobre todo se le conocer por las ricas conservas que hay en el mercado. Pero la melva fresca es todo un manjar, ya que guisada y al horno es muy sabrosa. Se pueden hacer todo tipo de platos con ella: a la plancha, en ensalada, en vinagreta, al horno con patatas, en escabeche, con pasta, como relleno de pimientos de piquillo, combinándolo con cogollos de lechuga y anchoas, como relleno de berenjenas gratinadas al horno y otro gran número de sabrosos platos.

Este pescado de aguas cálidas es muy utilizado para la elaboración de conservas. Andalucía goza del sello de Indicación Geográfica Protegida 'Melva de Andalucía' para la conserva de elaboración artesanal de este pescado azul, en aceite de oliva y en aceite de girasol.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate

© larioja.com

Calle Vara de Rey número 74, bajo (26002) Logroño.
Correo electrónico de contacto digital@diariolarioja.com.

Copyright Nueva Rioja S.A.

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:

Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.