«La 'barrilla' se regala a toda persona a la que le tengas afecto»

Gabi Pérez, en el puesto de 'barrillas' de guirlache que instala en estas fechas en Calahorra. :: /Isabel Álvarez
Gabi Pérez, en el puesto de 'barrillas' de guirlache que instala en estas fechas en Calahorra. :: / Isabel Álvarez

Gabi Pérez nos cocina 'barrillas' de Santa Catalina en Calahorra

Isabel Álvarez
ISABEL ÁLVAREZCalahorra

La fiesta de Santa Catalina, hoy 25 de noviembre, se celebra en Calahorra con un dulce de la repostería tradicional local, como son las 'barrillas' de guirlache. «En mi casa yo lo conozco desde que nací y por lo que me han contado mis padres siempre ha sido un dulce previo a la Navidad y que venía muy bien en estas fechas porque el azúcar quemada y la miel que lleva viene muy bien para los catarros», explica el artesano pastelero Gabi Pérez, quien todos los años por Santa Catalina endulza a los calagurritanos con este producto desde un puesto instalado en el Paseo del Mercadal.

Ingredientes

Una oblea, azúcar y frutos secos, preferentemente almendas o cacahuetes. Opcionalmente, se le puede poner miel, limón y mantequilla.

La tradición marca en Calahorra regalar durante esta fiesta una 'barrilla' de guirlache a «toda persona cercana a la que tengas afecto», recuerda este pastelero.

La receta del dulce tiene como ingredientes productos sencillos y accesibles, como una oblea, azúcar y frutos secos, preferentemente almendras o cacahuetes. «Además, se le puede poner un poquito de mantequilla si queremos que cruja o unas gotitas de limón para que el caramelo se quede más cristalino», añade Gabi. Al guirlache también le va muy bien «la miel». «Aunque si le ponemos mucha después no se seca bien», precisa.

«Venía muy bien en estas fechas porque el azúcar quemada bien viene para los catarros»

«Se le puede poner limón para que el caramelo quede más cristalino»

Para elaborar el caramelo se pone azúcar a calentar en una cazuela, y «en cuanto la tenemos derretida y sin grumos le podemos echar los frutos secos», apunta este pastelero. Previamente, se le puede echar la miel y unas gotitas de limón.

A continuación, «se le da vueltas hasta que veamos que la almendra circule bien por el azúcar». Una vez conseguido este paso se coloca el caramelo «encima de una oblea o una mesa de mármol, a la que previamente le hayamos puesto un poco de aceite».El siguiente paso es cortar el bloque de caramelo preparad. «Se pude cortar con el tamaño que se quiera. Nosotros solemos cortar unas barritas de diez centímetros», dice Gabi Pérez. Por último, se deja secar.

Con chocolate

La típica 'barrilla' de guirlache también se adapta a todos los paladares. Así, «las hacemos también con chocolate negro, blanco y con leche», comenta este pastelero de Calahorra, quien hace unos años recuperó la receta tradicional del turrón de 'bragueta' o de 'tira tira'.

Un turrón que «nunca se ha dejado de hacer en mi casa» es el de 'nieve'. «Lleva un fondant de azúcar, con el azúcar a punto de bola apaleao». «Hay que apalearlo hasta que se pone blanco, y aunque es un trabajo duro merece la pena porque consigues que el azúcar se funda en la boca», destaca. «Después lleva unas gotas de anís y avellana», concluye.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos