«Hablar de huevos fritos nos lleva a los orígenes de nuestro restaurante»

Ignacio Echapresto, de Venta Moncalvillo, de Daroca de Rioja.
Ignacio Echapresto, de Venta Moncalvillo, de Daroca de Rioja. / Sonia Tercero

«Cuando echo el huevo bajo la intensidad y logro que el calor se quede en las puntillas, que la yema esté caliente y sea líquida»

Pablo García Mancha
PABLO GARCÍA MANCHALogroño

Ignacio Echapresto, una de las principales referencias de la gastronomía de La Rioja, recuerda con cariño los inicios de su restaurante, cuando los almuerzos con huevos fritos eran una de las referencias de su local: «Nos encantaban y nos siguen gustando mucho». Tanto es así, que recuerda un plato muy especial que hizo en homenaje al almuerzo de su padre Carmelo, con huevos, patatas, pimientos y panceta: «Era su almuerzo tradicional y jugué un poco con esa idea», explica.

Y he aquí los pasos que da para hacer un buen par de huevos: «El huevo, de calidad, aunque en verano como la gallina bebe más los huevos son más líquidos. Me gusta un aceite de oliva virgen extra, de una acidez del 0,9. El fuego ha de estar fuerte. Cuando echo el huevo bajo la intensidad y logro que el calor se quede en las puntillas. Con la espumadera rocío la clara y consigo que la yema se quede caliente y jugosa. No hay más secretos», explica. El cocinero le echa una pizquita de sal y se muestra partidario de que los acompañamientos sean de temporada: «Ahora vienen de maravilla unos pimientos verdes, pero eso ya depende del gusto de cada persona. Personalmente, me encantan así».

Venta Moncalvillo, Daroca de Rioja

Dirección:
Ctra. Medrano, 6. Daroca de Rioja.
Teléfono:
941 44 48 32

Fotos

Vídeos