Gran oportunidad en China

Un estudio sugiere que el problema del fraude alimentario en China supone una oportunidad para los productos de la UE, ya que los consumidores chinos prefieren los productos importados a los producidos en el país, no les importa pagar un poco más por los marchamos y sellos asociados a la autenticidad, por ejemplo, las certificaciones geográficas o los precintos.

 

Fotos

Vídeos