Cocinar a ciegas es cocinar con toda el alma iluminada

Xabi Gutiérrez, con los miembros del colectivo 'Cocinar a Ciegas', de la ONCE en Logroño. /Justo Rodriguez
Xabi Gutiérrez, con los miembros del colectivo 'Cocinar a Ciegas', de la ONCE en Logroño. / Justo Rodriguez

Xabi Gutiérrez, jefe de I+D del restaurante Arzak de San Sebastián y autor de más de una veintena de libros, estuvo el lunes 'Día del bastín blanco' cocinando con el grupo 'Cocinar a Ciegas' de la ONCE, al que presentó su última novela 'Sabor crítico' y con el que mantuvo una apasionante tertulia literaria sobre su narrativa

PABLO GARCÍA MANCHALogroño

Cocinar a ciegas es un proyecto de integración para que todo el mundo sepa que no existen limitaciones y que todos somos válidos», explica Feli, una de las apasionadas alumnas de Ángel Palacios, cocinero, entusiasta de la gastronomía y enorme divulgador de un proyecto que el lunes trajo a sus actividades a Xabi Gutiérrez, jefe de I+D del restaurante Arzak de San Sebastián y autor de más de una veintena de libros. Era el Día del Bastón Blanco y había que cocinar con Xabi (y aprender mucho a su lado), analizar sus libros en la tertulia literaria de la ONCE de Logroño y, como colofón, asistir a la presentación de su última novela: 'Sabor crítico', el tercer volumen del denominado 'noir grastronómico' que comenzó con 'El aroma del crimen', que fue el primer lance en la novela policiaca del cocinero y al que prosiguió 'El bouquet del miedo'. Entre los participantes de esta tertulia literaria logroñesa se citaron verdaderos apasionados de la narrativa de Xabi Gutiérrez. «Escribo cada novela a partir de una idea. Construyo una frase y ése es el punto de partida con el que después voy haciendo la trama, los personajes. Cada cual tiene su fórmula, yo no me hago esquemas. Me pongo frente al ordenador y comienzo a escribir», confesó el propio Gutiérrez en la tertulia.

«Escribo cada novela a partir de una idea. Una frase; ése es el punto de partida»

«Da la sensación de que cuando uno de los sentidos se aletarga, el resto se multiplican»

«Me ha encantado cómo han leído mis novelas, el

Pero por la mañana el grupo 'Cocinar a ciegas' disfrutó de los conocimientos de Xabi: «Me han enseñado ellos, ha sido una experiencia maravillosa porque te das cuenta de que las barreras no existen, nos las ponemos nosotros».

La pasión de Ángel

Ángel Palacios ha sido cocinero profesional, profesor de la Escuela de Hostelería de Santo Domingo de la Calzada, y colaborador desinteresado de todos los cocineros y cocineras de La Rioja que han querido aprender y disfrutar a su lado, como las chicas del Arriero de Sorzano, con las que ha acudido a innumerables campeonatos de pinchos en La Rioja y fuera de nuestra región: «Cuando me llegó el problema de la vista me dije a mí mismo que el mundo no se podía acabar. Mi pasión absoluta es la cocina, la gastronomía, y tuve que aprender de nuevo. Es difícil explicar lo que se siente. Me he quemado los dedos y los brazos un montón de veces. Lo ponía todo perdido, pero me negué a parar. En la ONCE me han ayudado una barbaridad y al organizar este grupo para disfrutar cocinando hemos vuelto a la vida».

Xabi estuvo toda la mañana del lunes en las instalaciones del Centro Cultural de Ibercaja cocinando con el grupo: «Funcionan otros matices, el tacto es fundamental. Da la sensación de que cuando uno de los sentidos se aletargan, el resto parecen multiplicarse. Han estado muy atentos, el poder de las manos es alucinante», relataba Xabi Gutiérrez.

Tras la experiencia matinal, Xabi y Ángel fueron a comer con un grupo de amigos al restaurante 'Cachetero', de la calle Laurel, dirigido por 'Txebiko' y uno de los colaboradores de esta iniciativa: «Es maravilloso el trabajo que están realizando, tanto por lo que supone el desarrollo de la cultura gastronómica como por lo positivo que tiene para estas personas poder desarrollar una actividad como es cocinar que parece imposible si uno tiene problemas visuales».

Más

Xabi Gutiérrez disfrutó mucho de la gastronomía de 'Cachetero': «El restaurante es maravilloso, se nota que es devoto de una tradición gastronómica de generaciones y que José Luis ha recogido el legado de la familia fundadora respetándolo al máximo pero con su propia personalidad. Me ha encantado y el cabrito asado; me ha parecido sublime», explicó.

En la tertulia literaria Xabier también se quedó muy sorprendido: «Cada uno lee de una manera diferente, a través de braille, con dispositivos orales..., y me ha encantado cómo han diseccionado mis novelas, el cariño y el respeto y el conocimiento de la trama y los personajes».

En la presentación del libro, dos chicas de la tertulia literaria de la ONCE en La Rioja leyeron en braille el relato que había escrito Xabier Gutiérrez para el libro 'El texto helado', editado por Fernando Sáenz y Angelines González: «Ha sido algo mágico», concluyó Xabi.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos